Moderna planea distintos niveles de dosis de vacuna de COVID-19 tras acuerdo con Lonza

Por John Miller

ZÚRICH, 2 jun (Reuters) – Moderna planea reducir a la mitad la dosis de su vacuna contra la COVID-19, dijo el miércoles el fabricante de medicamentos estadounidense, de modo que también pueda utilizarse para combatir nuevas variantes e inocular a menores.

Moderna ha llegado a un acuerdo con la farmacéutica suiza Lonza, que dijo que una nueva línea de producción de sustancias farmacológicas en Geleen (Países Bajos) tendrá capacidad para fabricar ingredientes para hasta 300 millones de dosis anuales a 50 microgramos por dosis.

«Suponemos que a partir de 2022 vamos a tener una mezcla de diversos niveles de dosis en el mercado», dijo una portavoz de Moderna tras el anuncio del nuevo acuerdo de producción de Lonza.

Moderna, que ha estado estudiando versiones de dosis más bajas para ayudar a maximizar los suministros de su vacuna, ha estado produciendo hasta la fecha una dosis aprobada de 100 microgramos.

La empresa farmacéutica ha dicho que los primeros datos de la dosis de refuerzo de una versión de 50 microgramos mostraron que ayudaba a proteger contra las nuevas variantes del virus. También pueden administrarse dosis más bajas a los niños que no necesiten una dosis completa.

En combinación con un acuerdo anterior con la española Rovi, el pacto de Moderna con Lonza eleva la producción de 50 microgramos en Europa hasta 600 millones de dosis anuales, capacidad que se pondrá en marcha este año.

La vacuna de ARNm de Pfizer y BioNTech ha sido aprobada para niños de 12 a 15 años en Europa y Estados Unidos, y Moderna aspira a obtener la aprobación para adolescentes, ya que los datos han demostrado que su vacuna es segura y eficaz.

Moderna pretende suministrar hasta 3.000 millones de dosis en 2022, frente a los entre 800 y 1.000 millones de dosis de este año, pero no ha dado datos específicos sobre la variedad de dosis.

Además de la producción acordada en los Países Bajos, Lonza cuenta con tres líneas de producción en Visp (Suiza), donde planea aumentar su capacidad anual hasta los 300 millones de dosis a 100 microgramos por dosis. En abril, anunció sus planes de duplicar la producción de Visp para el próximo año.

La farmacéutica suiza también produce ingredientes para Moderna en Estados Unidos. La sueca Recipharm, Samsung Biologics y ThermoFisher, que firmaron un acuerdo con Moderna esta semana, también participan en la fabricación de la inyección.

(Reporte de John Miller; Edición de Riham Alkousaa, Edwina Gibbs y Alexander Smith; Traducción de Darío Fernández)

tagreuters.com2021binary_LYNXNPEH510FG-BASEIMAGE

Compruebe también

EEUU rechaza nueva colonización israelí en Cisjordania

EEUU alzó por primera vez la voz ante Israel al criticar "firmemente" el anuncio de la construcción de 1.000 nuevas viviendas en Cisjordania