Jornada de salud se realizó en Campomar para atender más de 150 niños

Un poco más de 150 niños, entre los dos y 12 años fueron atendidos durante una jornada de salud realizada este sábado, en el sector Campomar, actividad organizada por Daniella Parra, esposa de José Antonino González “el Chino”, candidato a alcalde del municipio Mariño, puesto que el objetivo es atender las comunidades desasistidas.

La atención médica estuvo a cargo del Dr. Gerardo Velásquez, quien tomó talla a cada niño y evaluó su estado de salud  en presencia de sus  representantes para darle las recomendaciones a que diera lugar y entregando medicinas. Previo a cada atención, el equipo de trabajo de González, se encargó de desinfectar con alcohol las manos de cada niño y les cortó las uñas.

Parra, acompañada del equipo de trabajo de José Antonio González, conversó con los representantes de los niños y niñas de que esta será la primera de muchas jornadas de salud que se realizarán. Les recordó que deben tomar las medidas de prevención ante el Covid-19, puesto que este virus no es un juego. “es importante el uso obligatorio del tapabocas, lavarse las manos constantemente y mantener distanciamiento social”.

El candidato a alcalde de Mariño, José Antonio González “el Chino”, saludó  y conversó con varios vecinos, quienes le comentaron de las necesidades que tienen en Campomar e insistieron que debe darse un cambio de Gobierno para que ayude a esa comunidad.

AGRADECIMIENTO

Maigualida Hernández agradeció por la jornada y resaltó que hacía tiempo nadie atendía a los niños. “Excelente la jornada, porque hay madres que no tenemos recursos para comprar medicamentos”

Para Angeli Narváez, quien llevó a sus tres hijos a la jornada aplaudió la iniciativa de González y su equipo de atender a los niños.

“Gracias por apoyar a las comunidades con este tipo de atención para los niños”, dijo Gisel Pino.  

Notiespartanot

Compruebe también

Paralizado sector construcción en Nueva Esparta

Paralizado totalmente la industria de la Construcción en  vista de la crisis económica que atraviesa la isla de Margarita y la pandemia