Guaidó: No se trata de aplazar el fraude sino de suspenderlo para lograr condiciones

El presidente del gobierno interino, Juan Guaidó, se refirió este jueves a la llegada a Venezuela de una delegación de la Comisión de Política Exterior de la Unión Europea (UE), e indicó que su despacho reiteró a este organismo la posición de los partidos del Parlamento sobre los comicios del 6-D: “No se trata de aplazar el fraude, sino de suspender el fraude y lograr las condiciones que den una solución al conflicto”.

Este jueves el diario español ABC publicó una nota en la que indica que una misión de ese organismo vino al país a “pactar” una postergación de los comicios del 6-D a cambio de que la UE acuda como observadores de las votaciones. De ahí la respuesta de Guaidó sobre “aplazar el fraude” para luego limitarse a decir que estaban “confirmando” la presencia de la delegación. Volvió a pedir a la comunidad internacional que rechace los comicios de diciembre, que considera fraudulentos.

Reiteró que se debe garantizar que todas las organizaciones y dirigentes políticos puedan participar, que debe haber un árbitro independiente, una observación internacional calificada y un cronograma con amplias garantías: “No es solo aplazar el fraude. No es una opción prestarse para un fraude, para el juego de la dictadura, para el juego de unos violadores de derechos humanos”.

Consultado sobre la solicitud que hizo este miércoles a algunas delegaciones de países ante la Organización de Naciones Unidas (ONU), para que apliquen el Principio de Responsabilidad de Proteger (R2P, por sus siglas en inglés), se limitó a indicar que se trata de una petición para que esas naciones tomen acciones ante las acusaciones de crímenes de lesa humanidad contra el gobierno de Maduro, que aparecen reflejados en el más reciente informe de la misión de Verificación de Hechos del organismo multilateral: “Solicitamos la evaluación de esos mecanismos para detener tales atrocidades cometidas contra el pueblo de Venezuela”.

Se refirió a la consulta ciudadana que ha propuesto como parte del llamado “pacto unitario”, junto con los partidos del Parlamento, y aclaró que esta no tratará sobre la continuidad o no de la actual Asamblea Nacional, cuyo período vence el próximo 5 de enero: “No es preguntar sobre la extensión del Parlamento o del gobierno encargado. Ahí está la Constitución y el documento de la cátedra de Derecho Constitucional de la UCV. ¿Cómo sustituyes un poder por otro sin elecciones legítimas? Eso no va a ser materia de consulta”.

También llamó a los venezolanos a “expresar” su descontento e hizo referencia a protestas recientes registradas en las regiones de Venezuela. “Los animo a no rendirnos, a exigir y protestar por sus derechos como está haciendo Yaracuy”, alentó.

Ampliación de bono de la salud

Guaidó habló rodeado por médicos y beneficiarios del “bono de la salud”. Precisó que unos 45.000 trabajadores recibieron este beneficio y que aproximadamente unos 7000 no han podido abrir sus billeteras electrónicas para recibir los $100 mensuales del programa, debido a los “métodos sádicos” que el gobierno de Maduro utiliza para bloquear el mecanismo. “Quiero decirles que no va a caducar el tiempo para que puedan recibir el beneficio. Va a estar abierto hasta que la totalidad de beneficiarios se puedan registrar en el programa”, subrayó.

El presidente del Poder Legislativo también le solicitó a esta instancia que analice la “ampliación” de esta ayuda a “sectores vulnerables”, entre los que mencionó a jubilados, profesores y personas en situación de calle. “Más de 70 % de los beneficiarios son mujeres, eso habla de inclusión, también del esfuerzo. El 48 % no posee otro ingreso, sobreviven con cuatro dólares al mes (…) Este debe llegar a cada familia en la emergencia, hay un plan, pero solo sería posible de cara a la transición, pero sí debemos prepararnos para cuando llegue ese momento”, indicó.

Guaidó también respondió a las críticas sobre la poca transparencia en el manejo de los recursos recuperados por su gestión y aseveró que estos han ido, principalmente, a organizaciones no gubernamentales (ONG) que atienen la crisis humanitaria dentro y fuera del país, como el caso de los venezolanos en condición de refugiados. Se refirió a la reciente donación de $200.000 del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) destinado a los afectados por el desbordamiento del río El Limón en el estado Aragua y precisó que los recursos fueron entregados a una ONG. “Hay 93 ONG y multilaterales que han implementado directamente esto, que a veces no se ve porque la necesidad es mucha”, aseveró.

Reiteró que las sanciones internacionales impuestas contra Venezuela no son responsables de la crisis humanitaria y recordó las denuncias de corrupción y robo de recursos públicos del gobierno de Maduro: “El bono de la salud fueron 80 millones de dólares. ¿Saben cuánto le encontraron a un testaferro de la dictadura? 700 millones de dólares, a uno. Pudiéramos haber multiplicado este plan por diez y eso es lo que protegen ellos, a sus corruptos, a los que han desangrado la nación”.

Notiespartano/Crónica.Uno

Compruebe también

Maduro pidió a la ONU levantamiento de las “criminales” sanciones en su contra

Maduro dijo que “es hora que las grandes potencias cedan y levanten criminales sanciones” que socavan los esfuerzos para combatir el COVID-19